Paran vacuna de AstraZeneca en Alemania tras nuevos casos de trombosis

Visto 153 veces

Los grupos hospitalarios estatales de Berlín Charite y Vivantes dejaron este martes de administrar al personal femenino menor de 55 años inyecciones de la vacuna anticovid de AstraZeneca, tras nuevos casos de un raro trastorno sanguíneo cerebral.

Una portavoz de Charite dijo que la medida era necesaria tras los casos de coágulos en las venas cerebrales -conocidos como eventos de trombosis de senos venosos cerebrales (TSVC)- en mujeres en Alemania.

Aunque no se ha producido ninguna complicación en la Charite tras las vacunaciones con AstraZeneca, la Charite quiere tomar medidas de precaución en este caso y esperar a las evaluaciones finales”, dijo la portavoz.

Vivantes también dijo que la decisión era preventiva.

El periódico Tagesspiegel, que fue el primero en informar de la decisión, dijo que el estado de Berlín había anunciado que suspendería las vacunas de AstraZeneca para todos los menores de 60 años, no sólo para las mujeres.

El Instituto Paul Ehrlich, regulador de las vacunas en Alemania, informó que había registrado 31 casos de TSVC, nueve de los cuales resultaron mortales, después de que las personas recibieran la vacuna de AstraZeneca.

Salvo por dos casos, todos los casos se referían a mujeres de entre 20 y 63 años.

Alemania ha administrado hasta ahora 2 millones 698 mil 246 vacunas de AstraZeneca, según datos del Instituto Robert Koch.

Dado que el uso de la vacuna en Alemania se limitó inicialmente a los menores de 65 años, la inyección se ha administrado entre las mujeres más jóvenes, sobre todo entre el personal médico y los profesores.

Muchos países europeos dejaron de utilizar brevemente la vacuna de la empresa anglosueca a principios de este mes mientras se investigaban casos raros de eventos trombóticos.

Tanto la Agencia Europea del Medicamento (EMA) como la Organización Mundial de la Salud (OMS) dijeron este mes que los beneficios de la vacuna de AstraZeneca superaban los riesgos.

Una revisión de la EMA que abarcó a 20 millones de personas que recibieron la vacuna de AstraZeneca en Reino Unido y el Espacio Económico Europeo encontró siete casos de coágulos en múltiples vasos sanguíneos y 18 casos de TSVC.

Desde entonces, casi todos los países han reanudado el uso de la vacuna.

Sin embargo, Francia rompió con las directrices de la EMA y dijo el 19 de marzo que solo debía administrarse a personas de 55 años o más, diciendo que la decisión se basaba en pruebas de que la coagulación afectaba a personas más jóvenes.