Moenia ofrecerá un concierto en la plataforma Ticketmaster Live

Visto 73 veces

Adaptarse a los cambios de la industria musical ha sido la constante de Moenia durante sus casi tres décadas de trayectoria: “Los formatos, cómo promueves un disco, las redes sociales… nos han tocado muchas cosas que no pensamos que iban a ocurrir”, dice Alex Midi, miembro fundador de la agrupación.

Forzados por la pandemia del Covid-19, los músicos realizarán su primer concierto vía streaming esta noche, en lo que para el grupo significa una nueva etapa en su carrera.

“Claro que será algo diferente en la historia de Moenia, pero no deja de ser un concierto como otros, en el sentido de que queremos presentarle a la gente algo hecho con calidad y que sea una experiencia completa. Hemos estado preparándolo por varias semanas, viendo cómo romper con nuestros propios paradigmas”, explica Alfonso Pichardo, vocalista.

La experiencia tiene cierto tono de nostalgia, más porque Moenia fue uno de los últimos grupos que se presentó en el Auditorio Nacional, donde el 31 de enero ofrecieron un show con localidades agotadas.

“Pero estamos melancólicos no sólo por ese concierto, sino por la gira. Llevábamos 20 años de no parar, con sus pausas para crear música y hacer un disco. Pero en realidad es la primera vez que dejamos de tocar conciertos en tanto tiempo y obviamente te pega. Extrañamos los escenarios, el olor a camerino, viajar con nuestra familia que son los músicos y el staff que tenemos tantos años trabajando juntos”, destaca Midi.

El show que podrá verse esta noche por la plataforma de Ticketmaster Live, incluirá un repaso completo por su disco Stereohits, donde además de presentar algunos covers de Caifanes o Alaska y Dinarama, también presentarán algunas canciones de su repertorio.

Moenia, que siempre ha tratado de mezclar la tecnología con su sonido electrónico, no piensa que las presentaciones vía streaming sean sinónimo de que el futuro nos haya alcanzado. Para ellos, esta es una alternativa para rescatar la industria de los conciertos en vivo que ha permanecido inerte durante cinco meses.

“Todo el mundo está apostando a diferentes lugares: los conciertos en los coches, vía digital… Y saldrán más ideas y cosas, porque una industria tan grande y poderosa que vale muchos millones de dólares no se va a dejar vencer o estancar sólo por eso”, señala Jorge Soto.

Lo cierto es que el aplauso del público y los gritos de los fanáticos harán mucha falta a los miembros del grupo: “Esa es la parte que más me tiene con la curiosidad o el nervio de cómo va a funcionar –confiesa Pichardo–. Los conciertos de Moenia son un intercambio constante de energía entre el público y los que estamos en el escenario, yo siempre ando de abajo para arriba. Y esto no va a estar ahí. De entrada tenemos que quitarnos eso de la conciencia y buscar hacer un performance adecuado”.