Latinos se unen con los zombies en la serie S.O.Z: Soldados o Zombies

Visto 84 veces

Zombies rápidos, organizados, con objetivos claros, trabajo en equipo, recuerdos de su humanidad y vocablos basados en lenguas como el náhuatl. Zombies que eran policías en la lucha contra el narco y que aún con su nueva corporalidad, continúan con el mismo objetivo. Es así como la serie S.O.Z: Soldados o Zombies representa a estas criaturas.

Creada y producida por Nicolas Entel y protagonizada por el español Sergio Peris-Mencheta, los mexicanos Horacio García Rojas y Fátima Molina, y la tica Vico Ortiz, S.O.Z: Soldados o Zombies estrena su primera temporada de ocho episodios el 6 de agosto por Amazon Prime.

“Nos tomamos el atrevimiento de crear a estos zombies, lo cual es difícil. Hay muchas series de zombies que empiezan con el protagonista en el hospital y despierta rodeado de zombies. Nosotros contamos todos los pasos y tienen una carga política.

“Queríamos que el proceso del zombie fuera gradual. En la esencia del zombie, casi nacen de nuevo, son bebés, pero no quedan por siempre así, para lo que necesitábamos buenos actores”, afirmó  Nicolas Entel.

“Esto de estrenar en pandemia… me hubiera gustado no tener estos poderes de escribir una serie sobre un virus justo antes de que empiece”, dijo al hablar de la serie que hizo en 2019.

Horacio García Rojas, quien interpreta al comandante Rafael Becerril, quien  se transforma en un zombie, detalló que la caracterización de su personaje requirió alrededor de cuatro horas, así como el estudio de una corporalidad diferente y vocablos provenientes del náhuatl.

“Lo más pesado fueron las escleras de los ojos, la lentilla, porque era un lente que no aguantábamos mucho tiempo, por lo que la teníamos que poner y remover constantemente; incluso había un oftalmólogo en set.

“Creamos vocablos y palabras para que los zombies se comunicaran en diferentes idiomas, algunos con matices del náhuatl. Los hijos del director Rigoberto Castañeda viven en Finlandia, entonces había unas cosas del idioma de ellos, otras en inglés, en alemán”, relató.

El actor mexicano, quien protagonizó series como Diablero y fue parte de Narcos: México, destacó que gusta de participar en proyectos que exponen el realismo mágico.

“Ese realismo mágico es una puerta de escape muy interesante en México. En México y Latinoamérica es magia y existe la capacidad de contar diferentes historias.

“Tengo 41 años, pero crecí en los años 80 con toda esta onda de los Creepers, los Gremlins, Los Goonies, historias de aventuras infantiles, así que pertenecer a proyectos así, en mi idioma, hecho con mi gente, mi banda, mis amigos, tanto delante como detrás de la cámara, me emociona y me prende. Ser un animalito, raro, con estos zombies, y clavarte en eso, es un trabajo divertido y necesario para explotar la capacidad que tiene el pueblo americano para contar diferentes historias”, dijo.

García Rojas agregó que el génesis de la serie expone si tales personajes se convierten en zombies o en una nueva especie.

“Hay algo muy interesante en este proyecto, el saber quién es el bueno o el malo. En Latinoamérica se hace poco del género de zombies. El último proyecto que yo recuerdo es Juan de los muertos, en Cuba, y tiene esta cosa muy cachonda y cómica del alma latina. Ponerlo en México, sobre todo con los fans del género, provocará una cierta obsesión. Además, el nivel técnico y visual es un gran logro, porque en esta serie los zombies son rápidos, inteligentes y tienen un asunto ético”, explicó.

El actor español Sergio Peris-Mencheta recrea al narcotraficante Alonso Marroquín, quien, previo a su extradición de una prisión de máxima seguridad, escapa en un túnel subterráneo. Historia conocida en México. Él se convertirá en el contrincante de los policías zombies.

“Para mí es más sencillo improvisar en inglés que en español mexicano. He tenido la suerte de trabajar en EU siempre con personajes mexicanos, casi siempre que tienen una relación con el narco, directa o indirecta.

“He visto muchos videos, documentales y he leído mucho de ello. Hay mucho material para inspirarse para encarnar a estos personajes.

“Ha ido muy de la mando el trabajo de texto y de ubicar cómo suena este tipo, que tiene un color muy distinto. Él es casi una estrella de rock, más que un narcotraficante, me da esa sensación. Viendo la serie lo tengo más claro”, reveló.

Alonso Marroquín además se enfrenta a esta situación extraordinaria acompañado de su pequeño hijo, por lo que se le ve como un padre protector. Contradictoriamente, en la serie este narcotraficante es el humano.

“Vemos su figura pública y se salta a su lado más humano, pues después lo vemos con su hijo, con quien tiene una cuenta pendiente. Vemos el proceso inverso: un personaje humano que se está deshumanizando en defensa de su familia, de su hijo y en recuerdo de su mujer. No plantea desde el principio lo que imaginamos acerca del jefe de un cartel, completamente deshumanizado, que dispara a diestra y siniestra, sino alguien quien tiene a quién defender y quiere recuperar el terreno perdido con su hijo.”

Vico Ortiz, de Puerto Rico, quien recrea al sargento estadunidense Vicky Valencia, señaló que hay una reflexión en S.O.Z: Soldados o Zombies acerca de la creación de un soldado invencible a través de la experimentación química.

“Me encantó como tocaron este tema de la obsesión de los norteamericanos por tener un súper soldado y que hayan sido los policías mexicanos los que recibieron estos súper poderes y que los primeros que se topan con ellos, son los narcos, por culpa de quienes que crearon este experimento.

“Por otro lado, viendo todo lo que ha pasado con la pandemia y los diferentes epicentros que existen ahora mismo, una serie que comienza con un virus que fue creado dentro de un laboratorio militar y empieza como una vacuna, plantea qué es lo que haríamos como humanidad con una especie de ser humano, con conciencia. ¿Cómo nos comportamos con esto? Mi personaje ve la humanidad en todo y busca lo bueno de todo esto. En un época pandémica, será muy interesante ver esta historia”, apuntó.