JC Chávez y Travieso vuelven a recordar sus días de gloria

Visto 75 veces

Toda una fiesta se vivió en torno a la que fue la tercera contienda de exhibición entre JC Chávez y Jorge “Travieso” Arce, la noche del viernes en el Grand Hotel de Tijuana, la ciudad adoptiva del César del boxeo.

Como ya se ha hecho costumbre, Chávez y Arce derrocharon energía. En esta oportunidad lo hicieron durante cuatro rounds, ya que en sus dos citas previas habían intercambiado impactos a tres asaltos.

Nuevamente, las acciones fueron intensas y el final del cuarto round llegó con el gong, pero el cual los contendientes no respetaron pues continuaron lanzándose metralla como si tuvieran cuentas pendientes. Tuvo que intervenir un ayudante de Julio porque no hacían caso a las indicaciones del réferi.

Los excampeones universales no se dieron punto de reposo, para transportarnos a la época en la que conquistaron todas las glorias posibles y ofrecieron combates históricos, para alegría del público mexicano y mundial.

Aunque no se declaró a un ganador, El Travieso, como en sus tiempos de fajador, dañó al monarca mundial en tres divisiones, que a los 58 años mostró destellos del legendario peleador que fue y con ganchos de izquierda y elegantes movimientos de cintura esquivó al rival 17 años más joven.

“Me quedé con la espina, para la otra no le van a quedar ganas al cabrón”, dijo Chávez, quien besó el rostro de Arce, con quien comparte una añeja amistad.

Te prometo que te voy a dejar peor que al de la combi”, le espetó Chávez al “Travieso”.

“Chin… a mi ma… que no te van a quedar ganas, no va a haber compasión”, agregó JC en el micrófono.

Arce respondió: “Agradezco al gran campeón que me reconozca, estoy listo para pelear cinco o seis veces, las que quiera”.