Adal Ramones estrena su nuevo programa de concursos en TV Azteca

Visto 53 veces

Las redes sociales y los recortes a los gastos en preproducción han provocado que muchos contenidos televisivos tengan menor calidad e influencia sobre el público que hace 20 años, cuando un artista todavía necesitaba aparecer en un programa de alto rating para promover una gira o un disco.

Así lo asegura en entrevista el conductor Adal Ramones, quien con Otro Rollo —programa transmitido por Televisa durante 12 años, de 1995 a 2007— cambió la forma de hacer televisión en México a través de contenidos que interactuaran con los más jóvenes y que propiciaran la convivencia fuera de la pantalla. Para recordar aquella no tan lejana época dorada, basta recordar los elevados ratings que registraba ese late night show cuando aparecían en exclusiva artistas como Shakira, Maná o Robbie Williams.

Había chavos que comentaban en sus escuelas lo que yo había dicho en el monólogo de la noche anterior o los artistas que habían estado en el programa. Hoy, muy pocos programas pueden jactarse de tener a Shakira y al presentador en la misma cama. Los jóvenes se carcajeaban tanto con nuestros contenidos, que inevitablemente esas risas atraían la atención de los adultos y fue así que se generó esa convivencia familiar que tanto ha caracterizado a la televisión”, dice Adal, quien el próximo lunes 21 de septiembre estrenará Don’t no lo hagas, un programa de concursos familiares que se transmitirá por Azteca Uno a las 19:30 horas.

“Hoy, Lady Gaga ya no necesitaría ir a un programa de televisión para promover su concierto. Las redes sociales ya han ocupado ese lugar que antes tenía la televisión, aunque yo sigo creyendo que todavía se puede hacer tele de calidad que abarque a las grandes audiencias”, afirma el presentador.

Sin embargo, dice, ante la falta de artistas de calidad que quieran promoverse en la pantalla chica, las televisoras han optado por el chisme y la farándula.

“A falta de presupuesto para diseñar contenidos de calidad o invitar a verdaderos artistas, ahora nos tenemos que conformar con el artista del escándalo o con el artista de un sólo éxito”, observa Adal, quien durante mucho tiempo fue el presentador favorito de las nuevas generaciones.

El conductor considera que otro aspecto que ha cambiado en la televisión mexicana ha sido el humor. Si bien el stand up hoy vive un boom desde hace varios años, gran parte del humor hoy está enfocado en la risa fácil, en el video de TikTok donde vale más enseñar el cuerpo que tener un discurso humorístico propio.

“Y no digo que esté mal, hay gustos y oportunidades para todos, simplemente creo que hemos perdido histrionismo y creatividad en la comedia. Hoy es más difícil sostener una carrera larga y continua porque las redes sociales son veloces y efímeras”, concluye Adal.